Mildemonios

Archive for 29 mayo 2015|Monthly archive page

Ricardo Ayllón (ed), Suerte de perros

In .Inicio, Crítica on 29 mayo, 2015 at 2:30 PM

luis01

Hace un par de años tuve la oportunidad de conocer a Ricardo Ayllón.  Él es el que ha estado detrás de la editorial Ornitorrinco, que ha buscado exponer a poetas y escritores a los cuales las editoriales convencionales no les dan mucha atención.  En su mayoría los autores que Ayllón toma para sus recopilaciones son de provincias.  Él me contó que de todos estos intentos por juntar material de distintos autores, el que había tenido más éxito era Suerte de perros.

Las historias giran alrededor de perros en todo el Perú.  Y son historias interesantes. aunque tienden a ser costumbristas.  O sea, a través de los ojos de los perritos te van contando cómo es la vida de sus dueños.  Y eso está bien, no me quejo.  Es tan sólo que a mí particularmente no me gusta esa nota.  Pero están bien escritos y bien seleccionados.  Y no aburren, que es más de lo que se puede decir de la mayoría de las novelas costumbristas peruanas que he leído de grandes editoriales.

Aquí una entrevista que le hice a Ricardo hace un par de años, en el que comenta justamente la producción literaria regional

Pues bien, insistiendo en que están bien escritos y todo, hay algo de este libro que a mí me incomoda: Todas las historias tienden a ser negativas.  Todos los perritos en este libro sufren.  Asumo que esto es un reflejo de una percepción de la vida del peruano.  Pero, pucha, ¿no hay perritos que la pasen bien? Cuando viajo a provincia veo perritos que sufren en la calle y que tienen hambre, por supuesto.  Pero también veo perritos que son parte de una familia y que son cuidados y queridos por alguien y que no la pasan tan mal.  No sé.  Entiendo que sin drama no hay suspenso.  Y que sin suspenso el cuento es aburrido.  Pero en fin.

Un último detalle.  Cuando conocí a Ricardo Ayllón le comenté que había mencionado su libro Suerte de perros en este blog -como parte de los resúmenes que hacía antes de menciones de distintos autores peruanos que se atrevían a escribir o editar material del género de fantasía-, pero que aún no lo había leído y a él eso le pareció incorrecto. ¿Y saben qué? Tiene razón.  No es correcto.  Así que ahora que ya me tomé el tiempo de leerlo y de comentarlo, saludo a Ricardo y le advierto que se cuide.  Ahora pues.

(Dibujito de arriba: http://www.encuentos.com/)

Anuncios

Nico Rejas, Pura maldad

In .Inicio, Crítica on 22 mayo, 2015 at 2:46 PM

tipos de 006

Nico Rejas ya había publicado Puro cuento con la editorial Borrador, un genial libro de cuentos cortos bastante creativo.  Un tiempo después sacó Pura maldad, que no es una continuación o el establecimiento de una franquicia, porque es algo completamente distinto a su primer libro.  El que tenga la palabra “puro” por delante es pura casualidad.  Y antes de seguir leyendo ten en cuenta el siguiente disclaimer: Yo hablé en la presentación de este libro.

Mientras que Puro cuentos son historias, cada una de las cuales abarca apenas una página (como si fuese fácil reducir la historia a ese tamaño y mantenerla interesante… algo que este libro logra), cada una de las cuales tenía además una ilustración por el mismo Nico Rejas… Pura maldad es todo una sola historia.

La genialidad de Pura maldad es que todo es una sola historia, pero está contada a través de frases e imágenes simples que van empujando la narración.  Pueden ver algunas de las imágenes a las que me refiero en el blog del autor.  Chequeen cómo con un trazo simple transmite tanto.  Hay que ser bien capo para que eso ligue.  Pero por encima de esto quizás esté el detalle de que la historia que se está contando en realidad busca explicar un asunto que podría resultar filosóficamente bastante sofisticado, pero que se explica en términos bastante fáciles de comprender.  Se está partiendo de una pregunta inocente de un niño para buscar explicar por qué es hombre es supuestamente malo por naturaleza.

En Puro cuento ya me había quedado claro que Nico Rejas tiene un talento para tomar temas complejos de la vida real y transmitirlo en una narración sencilla, que no quiere decir que sea fácil de escribir.  Hace falta talento para eso.  Ojalá saque algo nuevo pronto.

(Dibujo de arriba: http://hirojiro.blogspot.com/)

Crónica de un juego con sentido: Beto el Honesto

In .Inicio, Crónica on 14 mayo, 2015 at 3:13 PM

tipos de 006

Hace unos meses experimenté con un software llamado RPG Maker e hice el juego En búsqueda de la alcaldesa perdida.  Se lo pueden bajar de este enlace.  Después entendí algunas cosas y saqué una segunda versión mejorada, que está disponible en este otro enlace.

Y bueno, si bien encerrarme en un cuarto a hacer mi juego solito con una plataforma que lo facilita tiene su gracia, nada se compara a colaborar con un equipo de personas que se juntan para hacer un juego de cero.  La creatividad corre y los resultados, si es que se trata de un grupo adecuado de gente, es mucho muy superior.

Para muestra, aquí un botón.  Con total y completa independencia de la realidad y con absolutamente ninguna agenda política un grupo de personas nos juntamos para manufacturar el juego Beto el Honesto: Murales amarillos.  Disponible en este enlace (y si no corre y lo quieres cargar en html 5, puedes probar este otro enlace).  Denle de alma y me cuentan qué les parece.

11260300_10153330671742437_504026832_o

(Dibujito de arriba: Beto el Honesto)

 

Misión cumplida: Carlos Calderón Fajardo

In .Inicio, Crónica on 6 mayo, 2015 at 2:47 PM

1800178_897159503682390_2977851448277176902_n

El día 29 de abril a la 1 am falleció Carlos Calderón Fajardo.  Un excelente escritor peruano que cultivó varios estilos, pero que en mi opinión sobresalió valientemente en el género de terror.  Quizás muchos lo conozcan por alguno de los muchos premios que ganó durante su carrera.  Otros lo conocerán por su novela de vampiros El viaje que nunca termina, que es la primera parte de una serie que llegó a cuatro títulos.

Yo tuve la oportunidad de conocerlo a dos distintos niveles.  Primero, como autor al cual admiraba.  Pude entrevistarlo sobre sus orígenes como escritor y otros temas.  Y luego vendí ejemplares de su obra en ferias y festivales, cuando aún hacía esa vaina.  Como escritor a quien admirar, Calderón Fajardo era excelente, porque era un muy buen escritor.  Pero además, era un escritor metódico.  Él era de los que sabían exactamente lo que hacían y por qué había que poner tal verbo en tal lugar.  No dejaba nada al azar.  Para que se hagan una idea: En cierta oportunidad Willy del Pozo, el editor de Altazor, nos pidió a un grupo de autores que apoyemos con cuentos cortísimos de menos de 201 palabras para su publicación, 201.  Él no era fan del microcuento, pero aún así aceptó el reto porque siempre estaba tratando cosas nuevas.  Y se puso el reto adicional de que su cuento tenga 201 palabras exactas, algo que resultaba ligeramente más difícil.

Segundo, como autor con el cual conversar.  Calderón Fajardo era una persona a la que le encantaba conversar y contarte sus ideas y sus proyectos.  Cada vez que me cruzaba con él me contaba de una idea nueva que tenía o de algo que le había pasado que pensaba transformar a un relato.  Además, siempre estaba buscando alguien con quién comentar sus lecturas.

Carlos Calderón Fajardo era un tipazo y un excelente escritor.  Sobre todo porque además de haber escrito terror en un momento en el cual escribir cualquier cosa que no fuese costumbrismo o realismo en el Perú estaba mal visto, se mantuvo fiel a sus gustos y a sus intereses.  Y en el proceso nos ha dejado excelentes cosas.  Se le va a extrañar.

(Foto de arriba: Andina)